El tiempo es el gran secreto del pan. La elaboración del pan, precisa procesos lentos. Desde el amasado, la fermentación y la cocción.

En la fermentación lenta, se combinan los microorganismos, que generan los aromas y sabores del pan. Además de evitar el rápido endurecimiento y favoreciendo el mayor tamaño de las piezas.  

En un mercado, donde domina el pan de bajo coste, fermentaciones rápidas y piezas con un porcentaje de hidratación muy alto. Horno Al-Madain apuesta por un pan de calidad, donde el tiempo no importa. Porque el pan tiene que hacerse despacio.

El pan no requiere de prisas. El tiempo, aparte de sus ingredientes y de su elaboración, es el gran secreto del pan.

El pan ha de cocerse poco a poco, sin prisas, así el resultado de un pan de corteza crujiente, conservan su esponjosidad y aumentan su conservación. Rodeado de aromas y sabores sutiles que nos transportan al pasado. Ese pan de la infancia de nuestros padres.

Se dice que el pan de antes era más aromático, más sabroso y duraba más, comparado con el actual. La cuestión es que no siempre estamos hablando de pan artesano.

El secreto de un buen pan es hacerlo sin prisas, con pasión y mucho cariño. 


Horno Al-Madain,S.L.L

Horno Al-Madain creada en el año 2004, esta enseña nazarena es producto de la labor de auténticos profesionales que han aplicado sus más de 30 años de experiencia en el sector panadero. El saber tradicional y las modernas técnicas de elaboración del pan empleadas por HORNO AL-MADAIN, dan como resultado la creación de los mejores productos.