Hay numerosos factores que afectan al proceso de fermentación, como la temperatura, la humedad y la calidad de los ingredientes de la masa.

En Horno Al-Madain disponemos de cámaras de fermentación controlada.

Que garantizan que la temperatura y la humedad a las que se expone el pan se mantengan a un nivel constante. 

El proceso de fermentación puede extenderse más de 12 horas y la base del mismo es la masa madre. La cual no contiene levaduras añadidas, sino que la fermentación se da de manera espontánea por levaduras y bacterias contenidas en la propia harina. 

El beneficio de una larga fermentación sobre el sabor y la textura de los panes, aparte, según los últimos estudios nutricionales, también sobre nuestra salud.

Hay que mimar la masa madre y tener muy en cuenta la temperatura, para evitar el resecamiento de las masas, Y, que permitan en la cocción un pan jugoso, de intenso sabor y con importantes greñados. 

Las cámaras de fermentación controlada mantienen de forma natural la humedad de las masas, ofrecen un sistema exclusivo de control del aire y evitan diferencias de temperatura, con el fin de evitar que afecten al desarrollo de las masas.

El pan de Horno Al-Madain, después del amasado y antes de la cocción, está durante al menos doce horas en la cámara de fermentación controlada, a una temperatura superior a 4 ºC, lo que le proporciona una larga fermentación. 


Horno Al-Madain,S.L.L

Horno Al-Madain creada en el año 2004, esta enseña nazarena es producto de la labor de auténticos profesionales que han aplicado sus más de 30 años de experiencia en el sector panadero. El saber tradicional y las modernas técnicas de elaboración del pan empleadas por HORNO AL-MADAIN, dan como resultado la creación de los mejores productos.